BUSCADOR DE ARTÍCULOS
 
ENTRADAS MÁS RECIENTES
Suscripción
Si deseas recibir lo que voy comentando, solo escribe tu email y lo recibirás de inmediato.
Autorizo a --JUAN ANTONIO MOTA NAVARRO-- a incluirme en una base de datos automatizada para ofrecerme posteriormente los contenidos relacionados con los solicitados.
He leído las condiciones de uso y/o aviso legal
y la política de protección de datos

JOKER

#PeliculasRecomendadas #Critica #Cine

13/12/2021
 
No es fácil desenredar la madeja de emociones que te deja Joker. Es necesario aderezar tanta explosividad. En manos de Arthur Fleck (magistral Joaquin Phoenix con su merecido Óscar) la realidad aprisiona al individuo, lo asfixia como cuando una rata no tiene escapatoria y pone todo su impulso en sobrevivir. Pero ni siquiera la supervivencia es suficiente, es más, la vida se vuelve castigo, prisión permanente.

Arthur no conoce la verdad pero lo peor es que no ha sentido un ápice de felicidad en su vida. Su mundo interior se convulsiona cuando la comedia realza su figura y deja de ser invisible, una lacra social que empieza a tomar partido en su desesperanza. El vértigo de una desolada infancia y una madre quebradiza sustenta un modelo de lucha al desamparo.

Quizás Arthur, ninguneado por una sociedad que le da la espalda tiene algo de épico en su quehacer cotidiano. Emprender la existencia requiere al menos el estímulo de alguna creencia.

Y mientras ésta se solidifica en su caústica mente le sobreviene el impacto de la mentira, la farsa, la violencia física pero especialmente la que convierte a los individuos en bestias carentes ya de razonamiento y mucho menos de clemencia.

Murray (Robert de Niro) se ríe de la desesperanza y convierte cualquier objeto animado en una cuota de share. Algo usual y complaciente para quien vive lejos del dolor y la miseria pero que apunta a la fragilidad sin empatía, fortaleciendo el espejismo de una América poderosa, libre y solidaria donde los sueños todavía son posibles.

Pero si el show es la expresión de un tipo de vivencia, la cruda realidad transforma al hombre. Y, en este caso, la tragedia cobra fuerza despampanante no sin cierta justicia en lo personal. La farsa ha creado un monstruo pero también arrastra consigo la crueldad admitida, los recortes de presupuesto en beneficios sociales, la salud mental, esa lucha de los perdedores por encontrar un sitio en una sociedad que los vulnera.

Si existir, ya de por sí, es una obligada apuesta que aspira a la realización del individuo en sociedad no debe escatimarse en las realidades ajenas.

La belleza de esta película radica en esa crítica feroz al sistema pues no hay mayor vergüenza que los tópicos de la libertad cuando ésta se utiliza en ausencia de tantos.

Arthur aspiraba a la comedia dentro de la farsa del poder y sus entresijos.

Al final la realidad, aunque no única, nos ofrece el cataclismo de lo humano frente a la ruindad y promueve un ejercicio de dialéctica.

Porque la comicidad está bien como ejercicio artístico pero no para igualar las barreras que nos enfrentan o atinar en un propósito de enmienda.

Hay Arthur por todas partes pero lo realmente combatible son los Murray que desatan la locura en esa espantosa comedia.
COMENTARIOS DE LOS LECTORES
¿ALGÚN COMENTARIO SOBRE EL ARTÍCULO?
Nombre:
Email:
Comentario:
 
 
Autorizo a --JUAN ANTONIO MOTA NAVARRO-- a incluirme en una base de datos automatizada para ofrecerme posteriormente los contenidos relacionados con los solicitados.
 
 
 
 
 
Conforme al RGPD 2016/679 y normativa española concordante, le informamos que --JUAN ANTONIO MOTA NAVARRO-- trata los datos que nos facilita con el fin de enviarle respuesta a la información solicitada.

Los datos proporcionados se añadirán a un fichero automatizado y se conservarán mientras se mantenga la relación online o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales.

Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal.

Usted tiene derecho a obtener confirmación sobre si estamos tratando sus datos personales. Por tanto, tiene derecho a acceder a sus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios. En todo caso, usted tiene el derecho igualmente a presentar una reclamación ante la Agencia de Protección de Datos.
 
 
NAUTALIS RESOURCES NAUTALIS RESOURCES NAUTALIS RESOURCES NAUTALIS RESOURCES NAUTALIS RESOURCES
en
Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario y los servicios ofrecidos. Pulse en ACEPTAR si está de acuerdo con el uso detallado en el Aviso Legal y en la Política de Protección de datos.
Aceptar